domingo 04 de diciembre de 2022 - Edición Nº67

Locales | 17 nov 2022

COMUNIDAD

Los CAPS 5 y 6 fueron sede de sentidos homenajes a dos trabajadoras: Marcela Pacheco y Susana García

Ambos nombres ahora son utilizados para denominar distintos espacios de esos edificios. La medida se enmarca en el reconocimiento a la labor en el ámbito de la salud y en el cumplimiento de la ordenanza 4958/22.


TAGS: SALUD, HOMENAJES, CAPS

“Que le pongan tu nombre a una salita, a un Centro de Atención Primaria, habla de lo que fuiste para la comunidad”. En la mañana de este jueves los CAPS 5 y 6 fueron sede de sentidos actos en homenaje a dos trabajadoras de la salud, cuyos nombres ahora son utilizados para denominar distintos espacios de sendos edificios.

Autoridades municipales, concejales y un importante número de personas se hizo presente en el CAPS 6, sitio donde se llevó a cabo el homenaje a María Marcela Pacheco. Entre los presentes pudo verse a su hija, compañeros y compañeras de trabajo, y vecinos y vecinas. “Realmente este es un momento muy importante para todos los que hemos compartido momentos tan gratos con Marcela, es un honor y estas palabras que yo tengo acá escritas las hicimos con el aporte de cada una de las personas que estuvimos con ella”, expresó Fátima Gorosito, quien fue compañera de trabajo de la profesional homenajeada.

“Querida Marce, en este día tan especial, con esta mezcla de melancolía y orgullo, te queremos recordar. ¿Cómo podríamos describirte? Mujer, transparente, sincera, leal, comprometida, amiga, maestra y por qué no pura picardía. Dispuesta a dar todo por los demás, con mucha alegría y pasión, sin esperar nada a cambio, teniendo siempre tiempo para las familias del barrio. Nada era a medias para vos, lo brindabas todo por tu comunidad, día y noche, siempre presente. Sí, día y noche, porque a cualquier hora salías a asistir a quien te lo solicitaba, activabas el sistema si un niño en la calle lo requería, no te quedabas en el que lo haga otro, o mañana se verá. Tu compromiso iba más allá de tu horario laboral”, añadió.

Luego, agregó “en cada persona dejaste huellas. Estás en las sonrisas que generan los recuerdos, estás en el silencio de muchos suspiros. Estás en la carita de cada niño que entra a la sala, estás en la ansiedad y el miedo de cada madre embarazada que espera un consejo, estás en ese padre, en esos abuelos, en cada uno de nosotros. A pesar de este compromiso con la comunidad, tu más grande amor siempre han sido tus tres queridas, flor y las nenas, las tenías tan presente en el día a día que si alguien no las conocía personalmente vos te encargabas de que las imagináramos, y así fuera como conocerlas desde siempre. A partir de hoy tu amada salita llevará tu nombre, los que te hemos conocido siempre te recordaremos y seremos los encargados de contarle a esta comunidad, quién fuiste. Gracias Marce por tanto amor”, concluyó.

Homenaje a Susana “Pocha” García

En el inicio de la mañana de este jueves otro sentido acto se desarrolló en la sede del CAPS N° 5, lugar cuya sala de espera pasó a denominarse Susana “Pocha” García, en homenaje y reconocimiento a la labor que durante décadas desarrolló la profesional de la salud olavarriense. La medida se enmarca además en el cumplimiento de la ordenanza 4958/22.

La primera en tomar la palabra, luego del saludo oficial por parte de Virginia Draghi, fue Evangelina García, quien durante años fue compañera de trabajo de “Pocha”. “Seguro nos escucha, siempre recordándote, nombrándote, todavía nos encontramos en algún rincón de la sala, en alguna charla con un paciente, cómo se extraña la pocha. Hoy es un día muy especial para vos, nombrarte aquí para que te quedes para siempre fue un logro tuyo, algo que sembraste con tus años de laburo y de acompañar a tu gente de trabajo”, expresó al borde del llanto.

 Posteriormente hizo suyas las palabras de Hamlet Lima Quintana para dedicarle el poema “gente necesaria”, “que te describe”, explicó. “Hay gente que con solo decir una palabra enciende la ilusión y los rosales, que con sólo sonreír entre los ojos nos invita a viajar por otras zonas, nos hace recorrer toda la magia. Hay gente, que con solo dar la mano rompe la soledad, pone la mesa, sirve el puchero, coloca las guirnaldas. Que con solo empuñar una guitarra hace una sinfonía de entrecasa. Hay gente que con solo abrir la boca llega hasta todos los límites del alma, alimenta una flor, inventa sueños, hace cantar el vino en las tinajas y se queda después, como si nada. Y uno se va de novio con la vida desterrando una muerte solitaria, pues sabe, que, a la vuelta de la esquina, hay gente que es así, tan necesaria”, finalizó.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias